¿Rentar montacargas a diésel o gas LP?

 In blog, renta de montacargas, renta de montacargas en Monterrey, Renta de montacargas Saltillo

Si necesitan un equipo para operar en exteriores, en superficies irregulares y de gran capacidad, deben optar por la renta de montacargas de combustión. Hay varios subtipos dentro de esta categoría entre los que destacan las unidades propulsadas por un motor diésel y los equipos con motor a gas LP.

Algunas personas piensan que, al ser montacargas de combustión ampliamente utilizados en el sector industrial, ofrecen las mismas características y funciones y solo difieren por el tipo de combustible. Es verdad que no hay muchas diferencias, pero sí hay algunos detalles que es importante conocer para que tomen la mejor decisión según su aplicación.

Montacargas propulsados por motor a diésel

La renta de estos montacargas es adecuada para los negocios. Son excelentes opciones para aplicaciones que se realizan principalmente en exteriores, lo que se debe a las partículas y gases de escape del diésel que liberan los motores. Al liberarse en la atmósfera, se evitan problemas de salud, seguridad y medio ambiente.

Lo anterior no significa que no puedan usarse en interiores. Si se implementan catalizadores y purificadores de escape, reducen las emisiones nocivas y los hace aceptables para usarse ocasionalmente en el manejo de cargas en almacenes.

Los motores diésel son más eficientes en cuanto consumo de combustible en comparación con los equipos impulsados por gas LP o gasolina y pueden operar con diésel convencional o de ultra bajo azufre, aunque es importante que se revise el tipo de motor en el equipo de manutención que desean adquirir de la renta de montacargas y el diésel que tienen disponible, de modo que no lo dañen seriamente al usarlo.

Otro punto importante que influye en la selección es la duración del equipo. Un tanque de combustible diésel promedio de 50 litros dura más en comparación con un tanque de gas LP bajo condiciones de uso similares. Una ventaja muy estimada de estos montacargas es que funcionan mejor en pendientes que los equipos de gas LP y son más potentes para actividades de remolque o cuando se utilizan con implementos en las horquillas para la recogida de agregados, entre otras aplicaciones.

Son funcionales y eficientes, pero tienen limitaciones. Por ejemplo, producen más ruido en funcionamiento y los gases de escape pueden ser desagradables para algunos usuarios y, si se usan en interiores, activarán los sistemas contra incendios. Su tamaño es mayor y son más voluminosos, por lo que requieren espacios amplios para funcionar, aunque esto no es un inconveniente si se usan en exteriores para manejar materiales. Su precio de renta es un poco mayor que los equipos alimentados por gas LP, aunque sus costos de mantenimiento son menores.

Montacargas propulsados por motor a gasolina o gas LP (licuado de petróleo)

Estos equipos que encontrarás en nuestro servicio de renta de montacargas son populares desde hace mucho tiempo, ya que su precio es competitivo, puede usarse tanto en interiores como exteriores y funcionan durante todo el día, lo que evita mermas en la productividad.

Los ejemplares compactos a gas LP tienen mejor manejabilidad que los equipos diésel de diseño de patio, debido a su chasis pequeño y sus neumáticos sólidos de amortiguación y al incremento de las holguras alrededor de los pasos de rueda de los ejemplares de diésel. Producen menos ruido durante su funcionamiento y sus gases de escape no son tan perjudiciales como los humos emitidos tras la combustión del diésel.

Los convertidores de escape catalíticos tienen un funcionamiento más eficiente en los motores que encienden por chispa de gas LP, a diferencia de los motores de encendido mediante compresión diésel que necesitan temperaturas más altas. Otro punto importante es que las características de rendimiento de los montacargas a gas LP suelen ser mayores que los ejemplares de diésel.

Muchas empresas prefieren estos montacargas en Monterrey debido a sus velocidades de desplazamiento y de elevación y a sus altas tasas de aceleración, que son mayores que los de sus contrapartes de diésel, ya que presentan una mejor relación peso-potencia y motores más receptivos; y son más ligeros que los de los equipos estables diésel y sus niveles de vibración en los asientos dentro de las cabinas son mejores.

Si bien ofrecen notables ventajas, presentan limitaciones. Su precio de renta es menor, pero los gastos en combustible son más altos. Requieren más mantenimiento, aunque esto no es un problema, ya que el servicio está incluido en los contratos de arrendamiento.

Si pese a la información arrojada aquí aún no saben cuál es su mejor opción, acérquense a los expertos de TMR. No solo ofrecemos equipos propulsados a diésel y gas LP, brindamos asesorías para determinar cuál es la solución más adecuada de acuerdo con sus necesidades. Pidan una cotización o más información de nuestro servicio de renta de montacargas en Saltillo al (844) 114 1627 o llenen el formulario disponible en nuestro sitio web.

Recent Posts
Renta de montacargasManipulador telescópico
Abrir chat