(81) 8327-0498 ara@tmr.com.mx
Pages Navigation Menu
Montacargas en Monterrey NL
Montacargas Hangcha y plataformas JLG

Montacargas Nuevos

En la actualidad existe una gran variedad de equipos industriales para la carga y la descarga de artículos, pero los más importantes continúan siendo los montacargas nuevos, que son posiblemente las herramientas más importantes para muchos empresarios en el mundo industrial. Estos equipos levantan artículos y objetos de gran volumen y peso de manera eficiente, rápida y segura.

Al momento de elegir un montacargas es importante que consideren que los equipos nuevos pueden requerir de una gran inversión, por lo que deben de tener en cuenta la diversidad de factores que pueden modificar el costo de los vehículos; entre los factores que afectan el costo de un montacargas se incluye el tamaño, la capacidad, los accesorios adicionales y el tipo de combustible que utilizan.

Por esta razón se debe contemplar si van a comprar una unidad o alquilarla. La segunda opción es la mejor alternativa para reducir de manera significativa los costos, además de tener acceso a las mejores unidades de la última tecnología. Las empresas que venden y rentan montacargas, como TMR, tienen a su favor el ser especialistas en una amplia variedad de equipos que cuenten con las características necesarias para adaptarse a las necesidades de cualquier empresa.

Gracias a los diferentes tipos de montacargas y sus características, en la actualidad se tiene una amplia variedad de aplicaciones para las empresas; la aplicación más común es la movilización de cargas en los interiores de los almacenes, donde se optan por modelos eléctricos que no emiten gases contaminantes, son silenciosos, ligeros y pequeños, para aprovechar al máximo los espacios reducidos. Ya sea en depósitos, centros de distribución, zonas de carga y descarga de camiones, en unidades de transporte, para apilar o la recolección de artículos, entre otras aplicaciones interiores.

Típicamente, este tipo de maquinaria en interiores se utiliza para levantar o extraer pallets o tarimas, movilizar cajas grandes, individuales o apiladas, cargar cajones, canastas, tambores, equipos, así como cualquier tipo de articulo sin importar su forma. Para ello utilizan algunos tipos de aditamentos, como los posicionadores de horquillas, los paper roll clamps, el push pull, los cartón clamps, el rotador, los clamps y los desplazadores laterales.

El diseño de un montacargas nuevo varía de manera significativa, por lo que pueden elegir el que mejor se adapte para maniobrar entre los diferentes tipos de obstáculos y escenarios, entre ellos se destacan los levantamientos laterales, el manejo en pasillos estrechos y las áreas con estanterías muy elevadas.

Por su parte, en el exterior se utilizan más para la movilización de materiales, como en las madererías, las grandes ferreterías, en la construcción o con mayoristas de víveres y agricultura. En estos casos, para tener una gran eficiencia y el mejor funcionamiento se optan por montacargas de combustión interna, que pueden funcionar con base en gas LP, gasolina y diésel. Este tipo de montacargas son aptos para ser utilizados en cualquier tipo de superficie, sin importar si está pavimentada o no, así como pueden cargar un peso mayor y elevar las cargas a una mayor altura, además resisten mejor las condiciones exteriores, como los altos niveles de humedad y la lluvia, la exposición a los rayos UV, el polvo y la contaminación. De igual manera pueden ser utilizados de manera continua, puesto que no requieren períodos de recarga de baterías.

Con la incorporación de un contenedor portátil o de una tolva también se utilizan para transportar y verter materiales en contenedores de mayor dimensión como basureros, diques de desecho o zonas de descarte adyacentes a la construcción; así como son utilizados en muelles, patios de contenedores, depósitos de chatarra, centros de reciclaje y áreas similares para movilizar pallets de materiales y contenedores.

Otro de los usos comunes que se les suele dar a los montacargas nuevos es para la carga de personal, como una alternativa a las plataformas elevadoras. En este sentido, cuando se trata de trabajos a alturas relativamente bajas (no más de cinco metros), en donde el trabajar con una escalera es poco seguro, se pueden utilizar los montacargas junto con un accesorio que prevenga alguna caída, como pueden ser las cestas y las plataformas de seguridad, diseñadas especialmente para el personal

Con estas opciones el personal de los almacenes utiliza los montacargas para recoger o apilar objetos manualmente, realizar tareas de inventario o de mantenimiento, efectuar limpieza en áreas de difícil acceso, e incluso podar árboles, ahorrando tiempo y dinero con la adquisición de otro tipo de equipo.

En todas las aplicaciones que tienen los montacargas ofrecen una alta calidad, que está certificada con los más estrictos niveles de seguridad a un precio muy competitivo. Muchas de las maquinarias que son utilizadas cuentan con lo último en tecnología, como el monitoreo en tiempo real a distancia, seguros para evitar accidentes, motores que permiten la disminución en el consumo de combustible y filtros para poder utilizar algunos modelos de combustión interna en los interiores.

¿Compra o alquiler de montacargas?

En la actualidad los mercados son cada vez más competitivos y requieren cuidar en dónde van a invertir su capital, por lo que se encuentran en una encrucijada cuando se trata de los equipos de trabajo pesado y para la administración de almacenes y la logística de la cadena de producción: el rentar o alquilar. Ambas alternativas tienen sus ventajas y desventajas.

La principal diferencia entre el rentar o comprar un montacargas son los costos. A primera vista, la compra parece mucho más barata que el alquiler, pero en esos casos sólo se toma en cuenta el precio de la unidad; sin embargo, a mediano y largo plazo no es tan cierto, puesto que se tienen que tener en cuenta lo que se conocen como costos ocultos, que no son otra cosa que las cuotas de mantenimiento, las refacciones en caso de ser requeridas, el pago de los seguros, entre otros factores.

Si la operación de sus empresas es con muchas unidades y muy intensiva puede ser que la compra de una unidad nueva sea la mejor alternativa; en caso contrario, el alquiler se vuelve la opción más atractiva. Al realizar un presupuesto con un alquiler sólo se tienen que contemplar los costos de la renta y el combustible por los períodos que los soliciten. En TMR contamos con opciones de renta por semanas, meses o a largo plazo, de acuerdo con las necesidades de cada empresa, y los pagos son prácticamente una tarifa plana, por lo que su presupuesto no sufrirá fluctuaciones significativas, aunque esto también dependerá de otros factores, como el tipo de cambio con el dólar (USD).

Sin embargo, en la compra, existe una depreciación lineal del montacargas y no se pueden proyectar con precisión las fluctuaciones en los gastos operativos, puesto que por ciertos períodos son necesarios mantenimientos preventivos y en ocasiones mantenimientos correctivos y la adquisición de refacciones, que en los casos de alquiler todos esos gastos corren por parte de la empresa alquiladora. Estas diferencias repercuten directamente en la operatividad de las empresas, aunque también tienen que contemplar la dependencia hacia un proveedor, puesto que los contratos de alquiler muchas veces no son tan flexibles el algunas empresas, por lo que existen costos inherentes en caso de tener detenidas las unidades, por lo que deben acudir con empresas donde puedan alquilar las unidades únicamente los tiempos en que las necesiten y no mediante plazos fijos, como en TMR, donde nos especializamos en la venta y la renta de los mejores equipos ligeros y maquinaria pesada de las marcas más reconocidas a nivel internacional.

Otro punto importante que tienen que tener en cuenta al momento de rentar o comprar montacargas nuevos es la conservación del capital de trabajo. Al comprar una unidad están destinando parte de su capital de trabajo o líneas de crédito disponible a la adquisición de un bien que, como mencionamos, puede depreciarse desde el primer uso, pero que se ve reflejado directamente en sus indicadores financieros.

Sin embargo, en un proceso de alquiler no se moviliza una gran cantidad de su capital ni se adquieren compromisos financieros, sólo el compromiso del pago de las mensualidades que forman parte de los gastos operativos de sus negocios, además tienen ciertas ventajas fiscales, como que son deducibles, no afectan a su calidad financiera y pueden convertirse en gastos esporádicos y no en costos permanentes, dependiendo del tipo de operaciones que lleven a cabo.

En las operaciones logísticas de las empresas hay un factor que siempre debe estar presente: la flexibilidad. Es decir, las operaciones deben ser los suficientemente flexibles para adaptarse a los cambios rápidos que se experimentan en el mercado actual, tanto en las necesidades competitivas, como en las exigencias de los clientes, proveedores y socios comerciales.

Por ejemplo, si su principal necesidad de aumento en las operaciones de carga y descarga es por períodos estacionales, pueden optar por tener un sistema mixto, entre equipos propios y alquilar los necesarios para cubrir con sus necesidades en esos períodos, sin tener que realizar una gran inversión y cumplir con su trabajo de manera rápida en cada pico estacional.

Por otra parte, si su problema es que los equipos con los que cuentan se vuelven obsoletos para sus actividades comerciales y a los cambios de las necesidades propias de sus negocios o del mercado donde se desarrolla su empresa, la mejor opción, en definitiva, es el alquiler, puesto que podrán tener las mejores unidades en todo momento, con la última tecnología y cambiar de tipo de montacargas cada que lo necesiten para que se adecuen rápidamente a los cambios, sin la carga de deshacerse de los equipos obsoletos o mantenerlos en usos parciales hasta el fin de su vida útil, lo que puede volverse una carga financiera para sus negocios.

En conclusión, entre la renta y la compra de los montacargas nuevos deben tener en cuenta los factores particulares de sus negocios, en especial de las necesidades de sus operaciones logísticas, mediante un análisis de forma independiente de sus actividades anuales. De acuerdo con el resultado del análisis podrán tomar una decisión que minimice los costos operativos, puesto que es más que una simple operación de sumas y restas en los gastos de cada opción.

En TMR somos una de las mejores empresas, que se especializa tanto en la renta como en la venta de montacargas usados y nuevos de las mejores marcas. Contamos con más de 30 años de experiencia y decenas de clientes que nos respaldan y recomiendan gracias a la alta calidad de nuestros servicios y los precios más competitivos del mercado. Somos una empresa que se orienta en su totalidad en satisfacer a los clientes mediante una solución integral y personalizada, que inicia desde el primer contacto, una evaluación de las necesidades del negocio, la selección de los mejores montacargas que se adapten a sus necesidades, servicios de mantenimiento y atención al cliente.

Estamos siempre en una constante innovación, así como en la mejora continua de los procesos de compra, venta y alquiler, así como en la atención al cliente. Garantizamos en todo momento el servicio más eficiente y profesional de parte de un personal altamente capacitado que ha asistido a ferias, cursos y capacitaciones a nivel nacional e internacional, como los cursos de 5S, cursos de integración empresarial, cursos de ética profesional, capacitación de operación y seguridad de Bobcat, capacitación de operación y seguridad de JLG, capacitación de operación y seguridad de montacargas, y Feria Expo Transporte y Logística.

Contamos con equipos disponibles para entrega inmediata, tanto para venta como para alquiler en unidades nuevas y seminuevos certificados; entre los equipos nuevos con los que contamos destacan las marcas Hyster, Toyota y Hangcha, con modelos de combustión interna de gas LP, gasolina y diésel, así como equipos eléctricos que funcionan con baterías recargables de alta capacidad, para cargas de 3’000 libras hasta 22’500 libras.

Para conocer más sobre los montacargas nuevos que tenemos a su disposición, los invitamos a comunicarse con nosotros vía telefónica al (81) 8327-0498 o a nuestro correo electrónico ara@tmr.com.mx, uno de nuestros asesores los atenderá y resolverá todas sus dudas acerca de las características técnicas de cada modelo y marca de montacargas. Asimismo, estamos a su disposición en nuestras sucursales en Torreón, Monterrey y próximamente en Saltillo. No olviden seguirnos en nuestras redes sociales para conocer las novedades en unidades y las promociones que les ofrecemos.