7 consejos para la limpieza de sus montacargas eléctricos

 In montacargas eléctricos, montacargas Monterrey, montacargas Toyota

Los montacargas eléctricos son los preferidos para utilizar en los almacenes e industrias en espacios interiores. Debido a su uso constante y aplicaciones en las diversas industrias, suelen ensuciarse con facilidad, pues están sujetos a actividades de levantamiento continuo de cargas. Por este motivo, no solo es necesaria una inspección frecuente para garantizar que todos los mecanismos operan correctamente, sino también una limpieza periódica a fondo. El problema es que no pueden ser lavados como los montacargas de combustión y es fácil cometer un error costoso si no están seguros de cómo limpiarlos.

¿Cómo se limpia un montacargas eléctrico?

Los compresores de aire son la única forma de mantener un montacargas de tipo eléctrico limpio en el exterior. Si usan agua, corren el riesgo de impactar los componentes eléctricos, lo que causa grandes daños y fallos en los mecanismos internos. Exponer el montacargas al agua provoca cortocircuitos, cortes de energía, sellos rotos y la inevitable corrosión. En cambio, con el uso de la cantidad correcta de presión de aire, creada fácilmente con un compresor de aire, podrán eliminar la mayoría de los residuos y la suciedad del exterior.

Los montacargas Monterrey eléctricos han sido diseñados para ser resistentes al agua, pero no son a prueba de líquidos totalmente, no si estos penetran en sus componentes. Recuerden que no se pueden operar bajo la lluvia ni exponerse a grandes cantidades de agua u otros líquidos. Ante condiciones climáticas adversas, lo mejor es que pausen sus actividades o recurren a montacargas de combustión. Si solo se trata de una llovizna y toman las medidas necesarias, puede que no haya inconveniente; lo complicado es que fuercen la operatividad de sus carretillas elevadoras en casos de lluvias torrenciales.

La mayoría de los vehículos de servicio de montacargas están equipados con compresores de aire y los técnicos pueden hacer esto por ustedes si los tienen en su sitio. Otro componente que también debe recibir limpieza y mantenimiento periódico es la batería. Si necesitan limpiarla, les recomendamos que acudan con personal capacitado o que contraten nuestros servicios, pues se trata de un componente costoso y muy sensible.

¿Qué deben tener en cuenta?

Usen equipo de protección

La manipulación de montacargas eléctricos en interiores amerita todo un conjunto de normativas, entre ellas, la vestimenta. Sus rutas de trabajo tienen que estar señalizadas y sus operarios deben contar con los equipos de protección idóneos. Esto también aplica para aquellos empleados que se encargan del mantenimiento de su flotilla. Las prácticas de seguridad siempre deben ser lo primero, incluso cuando se trata de algo tan cotidiano como la limpieza. Antes de comenzar, asegúrense de tener todas las herramientas correctas y los implementos de protección, por ejemplo, gafas, botas y guantes. Es posible que tengan que adquirir otros artículos, según las condiciones de su espacio y con qué superficies entra en contacto su carretilla elevadora en el día a día, incluyendo objetos y sustancias varias.

Cepillen la suciedad y los residuos sueltos

Lo primero que deben hacer para mantener su equipo elevador en buenas condiciones de trabajo diario consiste en eliminar las partículas de polvo en la superficie. Incluso si no planean lavar su montacargas Toyota, deben usar regularmente una escoba, un cepillo o un plumero y emplearlo a conciencia en la máquina, eliminando los escombros sueltos y el óxido. Hacer esto varias veces a la semana evita que esos agentes que se encuentran presentes en su espacio se acumulen en la superficie y penetran los componentes internos. ¿Alguna vez lavaron su automóvil con barro apelmazado? ¡No es nada fácil! Por eso, antes de poner manos a la obra, traten de eliminar la suciedad superficial para evitar daños.

Usen una manguera a presión

De acuerdo con el lugar donde operen su montacargas, es posible que baste con usar sus manos, una esponja y un paño húmedo. Sin embargo, sí tienen alta demanda en su cadena de suministro y no pueden prescindir de ningún equipo, es conveniente recurrir a una manguera de alta presión, que emplea agua de tanque y hará el trabajo mucho más rápido.

Recuerden que también deben supervisar la labor de sus trabajadores y establecer reglas durante el proceso de lavado, ya que las mangueras de este tipo deben estar separadas del cuerpo para prevenir accidentes. Asimismo, otro punto importante a considerar es si su montacargas entra en contacto con alguna sustancia química potencialmente peligrosa. Si tienen dudas acerca de qué productos usar, recuerden que pueden consultarnos.

Jabones y detergentes

Es poco probable que, por sí sola, una manguera a presión haga todo el trabajo, teniendo en cuenta que hay secciones de sus montacargas eléctricos que el agua no debería tocar. Por lo tanto, para que su máquina quede impecable pueden recurrir a los mismos productos de limpieza que emplearían para la higiene de la carrocería de su coche. Dependiendo del tipo de lavadora a presión que estén usando, es posible que tengan que emplear jabones o detergentes especiales. Asegúrense de leer detenidamente las instrucciones del empaque y, sobre todo, verifiquen las especificaciones de limpieza de este tipo de plataformas.

Comiencen en la parte superior

Con la finalidad de que el proceso sea más eficiente e inviertan la menor cantidad de tiempo en ello, lleven a cabo el lavado tal como lo harían con su automóvil. Comience a limpiar desde la parte superior y dejen que la gravedad los ayude a deshacerse de la mugre mientras el agua cae. Aun así, es pertinente que tengan cuidado al usar una manguera a presión, protegiendo el panel operativo para evitar que los circuitos eléctricos se dañen. En caso de que tengan montacargas de combustión, cuando limpie el radiador con una lavadora a presión, asegúrense de estar a una distancia mínima de 0.5 a 1m, así evitarán doblar las aletas del radiador, puesto que esto puede provocar sobrecalentamiento.

Usen aire comprimido

Si el agua no es una opción, una buena alternativa para las carretillas elevadoras de tipo eléctrico es el uso de equipos de aire comprimido, que pueden hacer un buen trabajo y en corto tiempo. Se trata de una opción muy viable cuando estén ante una situación en la que los residuos de la carrocería pueden mezclarse con el agua y, en lugar de ser eliminados, solidificarse, dañando la pintura y penetrando en los circuitos. Puede ser su caso si trabajan en una planta donde transportan productos de construcción como el cemento.

Dejen que el montacargas se seque bien

Tengan en cuenta que no todas las piezas de sus montacargas son impermeables y, si operan su equipo mientras aún está húmedo, podrían dar lugar a fallos severos. Una vez que hayan terminado de hacerles mantenimiento, asegúrense de dejarlos reposar una o dos horas para que todo se seque por completo. Mantener limpias sus carretillas elevadoras les ayudará a ahorrar tiempo, energía y dinero a largo plazo. Dejar que se sequen les ayudará a garantizar que el rendimiento en su almacén o planta no se vea afectado.

En TMR estamos para servirles

Tractores y Maquinaria Real es la empresa mexicana en la que ustedes pueden confiar para comprar o rentar los montacargas eléctricos de las mejores marcas del mercado. Contamos con oficinas en Monterrey, Saltillo y Torreón para brindarles la mejor atención en el noroeste de la República Mexicana. Comuníquense con nosotros al correo electrónico ara@tmr.com.mx, usando el chat en vivo o llamando al teléfono (81) 8327 0498.

Recent Posts
montacargas electricosmontacargas toyota
Abrir chat